Manualidades

Arcilla líquida para manualidades, una alternativa a la escayola

¿Qué es la arcilla líquida? La arcilla líquida (por ejemplo: la flumo de Sio 2) es una barbotina, una muy fluida pasta de arcilla especial para manualidades y trabajos artesanales que se seca al aire libre, es decir, no requiere horneado.

La arcilla líquida adquiere su máxima resistencia a los cinco días. Esta mezcla blanca, de consistencia casi líquida, es similar a la escayola tradicional pero se diferencia de esta un aspecto importante: el endurecimiento.

El flumo se endurece como resultado de la evaporación del agua. Por el contrario, el fraguado de la escayola (endurecimiento) se debe a la reacción química que resulta de mezclar el yeso con agua.

Arcilla líquida Flumo

Arcilla líquida, ideal para manualidades

Por sus propiedades, la arcilla líquida es muy útil en manualidades. Una de las ventajas de este producto es que se vende en formato líquido y viene listo para usar: no hay que mezclarlo con agua.

Por otro lado, aunque una vez endurecido la consistencia de la pieza es similar a la escayola, el modo de empleo y su manipulación es distinto.

Por ejemplo: la mezcla Flumo se endurece empleando el sistema tradicional de colada y no es posible su uso con moldes de plástico, ya que este material no absorbe agua y, por tanto, el producto no se seca.

¿Para qué se usa la arcilla líquida Flumo?

Muñecas de arcilla líquida Flumo
Muñecas hechas con Flumo. Fuente: Kaerie Farie

Flumo es muy útil para elaborar todo tipo de esculturas con molde. Es especialmente útil para realizar muñecas de porcelana y miniaturas. Las figuras se pueden decorar con barniz o pintura una vez secas.

Los modelos también se pueden tallar, perforar, decorar y pulir. Además, también existe la posibilidad de lograr el color mezclando colorantes y tintes cuando la mezcla está en estado líquido.

¿Cómo se utiliza la arcilla líquida Flumo?

La barbotina líquida Flumo se manipula de manera muy similar a la escayola pero necesita moldes especiales para su fraguado. Tampoco se puede rebajar con agua corriente, puesto que podría alterar la viscosidad de la mezcla. En caso necesario se puede añadir agua destilada.

  1. La arcilla líquida Flumo viene lista para usar pero primero hay que removerla bien. No se debe tirar la capa superficial líquida y acuosa.
  2. Se mezcla bien el contenido del bote, despacio, para evitar introducir aire en la mezcla. No deben quedar burbujas de aire, pues se verán como defectos en la pieza (huecos).
  3. Se añaden tintes si se desea teñir la pieza en masa. No es necesario si la pieza se va a pintar cuando ya esté seca. Las pieza terminada admite varias manos de pintura o barniz.
  4. Se deja reposar la mezcla para eliminar las posibles burbujas de aire
  5. Los moldes aptos para la arcilla líquida son aquellos que sean absorbentes, como los usados en escayola. No se deben emplear moldes plástico, goma, silicona, etc. Esto es debido a que la mezcla endurece mecánicamente gracias a la absorción de agua por parte del molde.
  6. El molde debe hallarse limpio de polvo. Se vierte poco a poco la mezcla sobre el molde, preferiblemente sobre una de sus paredes (para evitar la formación de bolsas de aire en el fondo del molde).
  7. Esperamos una hora antes de abrir el molde. Para usarlo de nuevo hay que limpiar los restos y dejar que se seque por completo.
  8. Dejaremos secar la pieza al aire libre.
  9. Alcanzará su máxima resistencia al cabo de tres a cinco días (dependiendo de la temperatura). No es necesario hornearla, aunque si se desea acelerar el proceso y aumentar la resistencia, es posible hacerlo en el horno de casa. Se horneará durante una hora a 120 grados.

Ventajas de la arcilla líquida Flumo sobre la convencional

La ventaja principal es el endurecimiento al aire libre. Es una manera sencilla, económica y efectiva de moldear una pieza cerámica sin necesidad de horno de alfarero (con el consiguiente ahorro de energía).

Por otro lado, los utensilios empleados se limpian fácilmente con agua, incluso cuando han porque el fraguado no es químico, sino mecánico. Es decir, el molde absorbe el agua por capilaridad en una primera fase. Después, la pieza pierde el resto de agua mediante evaporación al aire libre.

La arcilla líquida Flumo se vende en botes de 1 litro y de 3.5 litros, y se puede comprar en Amazon.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .